Sede 2.0

Hay futuro

Firmó y va por otro sueño

Elías Pereyra, el lateral izquierdo categoría 99 que le ganó a la leucemia, firmó contrato con San Lorenzo hasta junio de 2021. Un ejemplo de superación.

Fútbol
- VECES
COMPARTIDO
-
-
 

Elías hace rato que está galardonado en este premio de la vida. Que, al fin y al cabo, es el título más importante que uno puede tener en sus vitrinas. Hace aún más que Elías gambeteó una difícil, de esos guadañazos que llegan sin preguntar, y uno debe esquivar porque así es el fútbol y así es la vida: cuando tenía 13 años le detectaron leucemia y tuvo que apartarse de su pasión, jugar al fútbol. Pero al pibe le sobra cintura, y no solo sorteó el mal momento, sino que de a poquito, y pegado a la línea de cal izquierda, sigue eludiendo rivales y cumpliendo sueños, de a uno y siempre hacia adelante: volver a las canchas, ser campeón con su categoría, jugar en Reserva, conocer a sus ídolos, llegar a la selección, debutar en la Primera... Y ahora, uno más: Elías Pereyra firmó su primer contrato, esta tarde, como futbolista de San Lorenzo hasta junio de 2021.

 
Pereyra firma con la derecha, aunque es zurdo y lateral izquierdo: la banda parece ser lo suyo. Tiene una sonrisa contagiosa, perspicaz, como una cicatriz de esas que te deja la vida. Llegó al club a los 8 años, y pasó dos fuera de las canchas entre 2012 y 2014, luego de que le diagnosticaran leucemia. Ayudado por el club, Elías dejó atrás los médicos, las enfermeras, la quimioterapia y se calzó de nuevos los botines en el 2014, cuando el Ciclón se alzaba con la Copa Libertadores. En 2016 tuvo su primera alegría futbolística al ser campeón con la Sexta. Ya empezaba a dejar marcas de su juego: veloz, ágil y ofensivo. Esas características lo llevaron a ganarse un lugar en la Reserva (en 2017 disputó todos los partidos como titular) y dar el saltito a la Primera en la pretemporada: jugó 30 minutos en un amistoso ante Independiente, donde compartió cancha con su ídolo, el Pipi Romagnoli, quien había ido a visitarlo al hospital Garrahan cuando estaba internado.
 
Elías le pone el gancho al contrato, lo abrazan sus papás y se le caen algunas lágrimas. Nadie sabe bien qué está pensando, pero debe andar soñando con algo más.

Más noticias en Fútbol

FUTBOL
SUPERLIGA - FECHA 24

Veo, veo

FUTBOL
SUPERLIGA - FECHA 24

Para seguir a tiro

FUTBOL
SUPERLIGA - FECHA 24

Concentrados para recibir a Chacarita

FUTBOL
EN CIUDAD DEPORTIVA

Ensayo de fútbol